Liverpool masacró al Arsenal 4-0

28 Aug 2017

Liverpool 3054
Inglaterra (AP) -- Liverpool destrozó a Arsenal con un devastador despliegue el domingo, para una victoria de 4-0 en la liga Premier que sacó provecho de las debilidades del equipo londinense.

Roberto Firmino, Sadio Mané y Mohamed Salah propulsaron el ataque de Liverpool, que coronó su humillación de Arsenal cuando Daniel Sturridge, tras ingresar por Mané, coronó otro contragolpe con un remate de cabeza a los 78 minutos.

En su visita a Anfield, el equipo del entrenador francés Arsene Wenger fue incapaz de generar un solo remate a puerta a lo largo de los 90 minutos.

?Hemos sido un rival demasiado fácil para Liverpool?, reconoció Wenger. Cuando se le preguntó qué fue lo que salió mal, el timonel replicó: ?Todo?.

Fue un partido a pedir de boca para Liverpool, pese a la ausencia de su enganche Philippe Coutinho. El jugador brasileño sigue tratando de forzar su salida del club antes del cierre del período de transferencias el jueves.

Coutinho buscaría en otros rumbos los títulos que han eludido a Liverpool durante muchos años, ya que no conquista el cetro inglés desde 1990 y su última consagración en la Liga de Campeones se dio en 2005.

El brasileño Firmino apareció puso en marcha la goleada los 17 minutos. Firmino entró al área libre de marcas para cabecear el centro servido por Joe Gómez.

Abajo en el marcador, Arsenal se sumió en el caos y el letargo. El segundo de Liverpool cayó cinco minutos antes del descanso, en una jugada de contragolpe generada por Gómez. El senegalés Mané se encargó de anotar tras una serie de vistosos pases, definiendo con un disparo al segundo palo.

El tercer tanto cayó a los 57 tras un tiro de esquina cobrado por Arsenal. Salah le quitó el balón al español Héctor Bellerín y el egipcio acabó rubricando su tercer gole con la camiseta de Liverpool.

Si bien el despiadado despliegue ante Arsenal elevará las expectativas en Liverpool, el equipo del técnico alemán Juergen Klopp arrancó su campaña en la Premier sin convencer. Empató en la primera fecha contra Watford y luego obtuvo una angustiosa victoria contra Crystal Palace.

Pero la goleada corona una semana en la que los ?Reds? aseguraron su regreso a la fase de grupos de la Champions, luego de una ausencia de tres años, una competencia en que Arsenal se perderá por primera vez en 20 años.

En tanto, los españoles Cesc Fábregas y Álvaro Morata anotaron un par de goles, para guiar a Chelsea a una victoria de 2-0 sobre Everton.

Fábregas puso a Chelsea adelante a los 27 minutos y Morata anotó el segundo de cabeza antes del descanso.

Everton ofreció muy poco en el ataque y no gana en casa del Chelsea desde 1994, una racha de 23 partidos.

Chelsea, campeones en mayo, abrió la campaña con una derrota ante Burnley, lo que generó rumores de crisis, con el técnico Antonio Conte buscando fortalecer el equipo y el delantero Diego Costa descartado de sus planes.

Dos semanas y dos partidos más tarde, Chelsea ha vencido a dos equipos con ambiciones al título. Y los cuatro días que le quedan al período de traspasos pudieran tener al club adquiriendo refuerzos.

La victoria sobre Tottenham en Wembley el fin de semana pasado fue seguida por un convincente triunfo sobre Everton, que fue completamente dominado.

Fábregas, que regresó de una suspensión, y Pedro retornaron en lugar de Andreas Christensen y Tiemoue Bakayoko. Y los dos fueron sumamente influyentes. La velocidad y el movimiento de Pedro causaron serios problemas a Everton y la inteligencia y habilidad de Fábregas fueron cruciales, con N'Golo Kante dominando el mediocampo.

Chelsea tuvo numerosas oportunidades de aumentar la cuenta y Everton fue afortunado de no encajar más goles.

En Wembley, Burnley anotó un dramático gol contra Tottenham, con el disparo de último minuto de Chris Wood. Fue otro resultado decepcionante para los ?Spurs? como local en el estadio nacional.

Delle Alli había adelantado a Tottenham a los 49 minutos, pero el conjunto del técnico argentino Mauricio Pochettino tuvo dificultades para quebrar la terca defensa de los visitantes.

En el otro duelo de la jornada, el substituto Peter Crouch aprovechó una confusión defensiva de West Brom para rescatar un empate de 1-1 para Stoke.

El delantero de 36 años remató la más fácil de las oportunidades a los 77 minutos cuando el defensor Ahmed Hegazi falló un despeje y dejó el balón fuera de las manos de su arquero y a los pies del atacante rival.

El primer gol de Jay Rodriguez en la Premier con West Brom había puesto adelante a los locales a los 61 minutos.

JS Motors5